CONTACTA CON NOSOTROS

¿Tienes alguna duda acerca de alguna de nuestras secciones? ¿Sugerencias, ideas, quejas?

No dudes en ponerte en contacto con nosotros. Tu opinión nos importa. 


Madrid
España

Un portal dedicado al terror en sus múltiples facetas. Literatura, cine, series, antropología, videojuegos... El mundo del terror a tus pies con sólo un clik.

Noticias

La nueva versión de "El cuervo" podría ser cancelada de forma definitiva

Nocturnis

eric draven

Después de todo tipo de rumores y noticias, la nueva versión de la película "El cuervo" ha sido cancelada debido a la multitud de problemas que la productora ha encontrado en su camino. A pesar de haber fichado al director Corin Hardy para que se encargara de la nueva película, finalmente la productora ha decidido prescindir de sus servicios, de modo que el proyecto parece haber quedado suspendido de forma definitiva.

La nueva versión de "El cuervo" nació ya bajo malos augurios. La primera dificultad fue encontrar a un actor que quisiera ponerse en la piel del personaje que inmortalizó  Brandon Lee. El extraño fallecimiento de Lee durante el rodaje tiñó al personaje de una leyenda negra que muy pocos se atreven a ignorar. La productora decidió a pesar de todo continuar con el proyecto, anunciando que si era necesario contrarían a un actor menos conocido para interpretar el personaje protagonista. Aunque se habló de la posibilidad de que Jack Huston fuera el responsable de interpretar el papel de Eric Draven, otros compromisos profesionales le impidieron aceptar el reto. 

La polémica continuó cuando el director Alex Proyas, responsable de la película original, afirmó que no existía ninguna necesidad de rodar una nueva versión, y que hacerlo era poco menos que insultar la memoria del fallecido Brandon Lee. Muchos de los fans estuvieron de acuerdo con las airadas declaraciones del director.

Finalmente, el despido de Corin Hardy puede haber sido el último clavo en el ataúd de este desgraciado proyecto. Se habla incluso de problemas legales entre la nueva productora, Relativity Media, y la que actualmente tiene los derechos de explotación del personaje, problemas que podrían acabar incluso en los tribunales.